Encuentro de Juniores/as- Casa de Hnos. de la Sagrada Familia

Del  viernes 4 al domingo 6 de mayo, se realizó en San Antonio de Arredondo, el encuentro anual de Junioras y Juniores de Córdoba y de otros lugares del país y países limítrofes. Tuvimos una hermosa concurrencia de 61 religiosas y religiosos jóvenes, con algunos formadores y acompañantes, de 13 Congregaciones.

Este año, el encuentro, tuvo como punto clave, la centralidad en Jesús, ya que fueron dos días completos de oración y compartir profundo, facilitados por la Hna. María Luz Ariel, Benedictina. El Lema: “Escúchenlo”, nos guió todo el tiempo, en oración y actividades conjuntas. La lluvia intensa que nos acompañó bastante tiempo en el encuentro y que supuso algunos cambios, nos permitió igualmente cumplir los objetivos, por la profundidad de lo compartido.

Concluimos nuestro encuentro, en el predio de la Hnas. Benedictinas, con la Eucaristía del Domingo, en la que por feliz coincidencia, fue celebrada por Mons. Roberto Álvarez, que hace poco tiempo fue nombrado Obispo Auxiliar de Comodoro Rivadavia. Sus palabras continuaron siendo regalo de Dios, cuya Presencia nos siguió desbordando hasta el minuto final del encuentro.

Ya llevamos varios años, organizando desde los formadores de juniores de Córdoba y la Junta de Religiosos, este tipo de encuentros, que va tomando variadas temáticas, de acuerdo a las necesidades de formación y crecimiento de los distintos grupos de junioras/es.  Según la última evaluación y en concreto, la evaluación de este encuentro, intentaremos para el próximo, seguir profundizando en nuestra dimensión de oración y crecimiento en una relación más profunda con Jesús, Compañero de Camino de nuestras vidas. Nuestro ser de Consagrados, nos atrae en este sentido, a seguir creciendo en una oración más profunda, que nos abre nuestra capacidad de Amar sin medida con…por…en…Aquel que nos Amó Primero.

Información de: Marisa Elizabeth Torres rjm

Confar

CONFAR anima y promueve, dentro del ámbito del país, a la Vida Religiosa inserta en la misión eclesial, en espíritu de comunión, búsqueda y participación fraterna y constante.